¿Qué relación tiene la microcirculación con la salud y el envejecimiento celular?

¿Qué efectos tiene la mejora de la microcirculación en el sueño, el dolor y la calidad de vida?

La microcirculación es una inmensa red de más de 100.000 km de pequeños vasos sanguíneos que interconecta cada milímetro de tu cuerpo. Sus alteraciones son el punto de partida de la mayor parte de las enfermedades crónicas. Hoy en día es posible mantenerla en buen estado con tecnología médica de vanguardia para uso en el hogar.

Las dimensiones del sistema circulatorio son inmensas, alrededor de 100.000 km de vasos sanguíneos ¡que albergan más del 90 % de todas las células de tu cuerpo! ¿Qué es la microcirculación? De toda esa red de vasos que son los caminos por donde circulan tus células, los vasos más pequeños (menores de 100 micrones – 1 micrón es la milésima parte de 1 milímetro) forman la microcirculación y suponen entre el 95 y el 98 % de toda tu circulación sanguínea.

Gracias a la microcirculación, el oxígeno que respiras llega a tus células —así como los nutrientes que comes cada día—, se eliminan las toxinas, viajan las hormonas y otras sustancias de comunicación celular, las plaquetas cierran las heridas y el sistema inmunitario combate las infecciones.

Para mantener de forma óptima todas estas funciones esenciales la sangre debe fluir a cada rincón del organismo. Sin embargo, la enorme dimensión del sistema microcirculatorio y lo diminuto de sus vasos facilita su deterioro desde edades tempranas, lo que está muy relacionado con el envejecimiento, proceso que se ve acelerado por estilos de vida poco saludables y que supone el punto de partida de los grandes trastornos crónicos como la hipertensión, la diabetes, la degeneración cerebral o los problemas musculoesqueléticos y metabólicos.

Lo bueno es que la tecnología puede ayudarnos a cuidar nuestra microcirculación. Un estudio del 2013, «The effects of the physical bemer® vascular therapy, a method for the physical stimulation of the vasomotion of precapillary microvessels in case of impaired microcirculation, on sleep, pain and quality of life of patients with different clinical pictures on the basis of three scientifically validated scales», hizo seguimiento del uso de tecnología puntera para el cuidado de la microcirculación en el hogar, y mostró cómo con tan solo seis semanas de uso, dos de cada tres personas notificaban una mejora significativa en la calidad del sueño y en la calidad de vida en general, y una de cada dos en el dolor, un resultado impresionante teniendo en cuenta que este tipo de dispositivos se pueden utilizar diariamente durante años sin efectos secundarios y sin que disminuyan los efectos.

RECURSOS PARA PROFUNDIZAR